martes, 25 de junio de 2013

 

Yo, “the cleaning guy”

Igualito a mi, verdad?
Y que estás haciendo allá?, Comenzaste a trabajar o estas estudiando?, y como es el trabajo?, ganas bien?..., son las eternas e inevitables preguntas que recibo de mis contactos y allegados por todos los medios posibles. Confieso haber evitado hablar del tema desde hace rato porque, seamos francos, como Venezolanos nos encanta criticar a vuelo de pájaro sin reparar en el trasfondo de las cosas, así como por pasatiempo mientras tomamos café o no tenemos nada mejor que hacer.

Cuando llegué estaba tal cual pajarito en grama, viendo hacia todos los lados posibles e intentando entender el sistema, el proceso, la “cuestión” australiana. Empezando porque tuve que reinventar mi resumen curricular para enviarlo por correo o montarlo en los websites como Seek, CarierOne, etc., ya que la manera de mostrar tus habilidades y destrezas es otro (y no es como te lo pinta Viva En Australia, no señor); también esas habilidades en cierta forma están por encima, no “donde” estudiaste o trabajaste sino “que” aprendiste. Aunque parecía fácil de entrada, no lo fue, tuve que hacer varias versiones hasta dar con la versión más aussie posible; igual eso no fue suficiente, porque luego me entero que ese resumen debe adaptarse según el puesto al cual estés postulándote, o sea, tu resumen curricular mutara más veces que un Pokemon al punto que podrías comenzar a odiarlo, en serio! (todavía no sé si el mío quedó como Pikachu, Charmander o el odiosito rosado con el micrófono que dormía a todo el mundo cuando cantaba y luego le rayaba las caras). Además de eso, el escuchar diferentes puntos de vista de los locales como de los inmigrantes como yo sobre lo que debía o no hacer para lograr una llamada y consecuente entrevista hasta cierto punto comenzó a estresarme, los primeros dos meses me tenían angustiado. Fui a algunas empresas a dejar el resumen personalmente, quienes si no estaban buscando personal te decían con sinceridad y de manera respetuosa que no era necesario que lo dejases (obviamente quede impactado por el civismo y practicidad); también envié por correo el resumen a varias empresas y headhunters (caza-talentos) mis distintas versiones: como Analista de Marketing, como Office Assistant, como General Assistant…

Bueno, pero ya va!, llegué a un punto que me dio risa porque me dije “puedes hacer otras cosas mientras tanto, ya lo has hecho antes!”. Sinceramente uno en Venezuela se malacostumbra a buscar trabajo solo en lo que estudiaste y da miedo explorar, claro, uno siempre quiere ir sobre seguro y escudarse/soportarse en lo que aprendiste mal que bien en la universidad y sacarle brillo a la paja de un título universitario, evitando así que alguna empresa se aprovechara de tu novatada y quisiera “sacarte la chicha” (uy, ahora que leo esa expresión me suena tan guarra/ordinaria, pero igual se queda). La cuestión es que cuando está en esas encrucijadas vivenciales pues no queda más que encomendarse a los poderes supremos posibles para que despejen en camino y una idea os ilumine. Fue nada más pensar en eso y a los días conversando con el que termino siendo mi actual jefe y pana, conseguí chamba como “cleaner”. Si, servicio de limpieza, dirigido más que todo a las residencias clase media y media alta de esta pequeña y prospera ciudad.

De buenas a primeras podría pensarse que es algo tipo doméstica, muchacha de servicio (de la vida, jijiji), así improvisado, pero nada más lejos de la realidad. En pocas palabras, es un servicio privado que ofrece mi jefe a manera de empresa personal, donde según las necesidades del cliente va a cierta hora del día y aspira, lava, seca y trapea todas las superficies posibles en un tiempo determinado según el tamaño de la casa; antes lo hacía él solo con ayuda ocasional, pero ahora le acompaño yo. Un promedio de 3 casas por día por 5 días a la semana me dejan muchas veces extenuado (pero en forma). Puedo decir que mi mente ha descansado y ahora puedo visualizar mejor los pasos a seguir en mi carrera profesional y he podido hacer cursos y pensar en nuevos estudios universitarios, porque obviamente este es un trabajo temporal; ya llevo 2 meses en esto y no niego que me he divertido mucho, ya hasta puedo hacer un pequeño libro sobre lo desordenados y hasta cochinos que pueden ser algunos de los “nobles” de este terruño, como también lo afortunados que son por vivir en este país y tener tantas oportunidades y no están lo suficientemente conscientes de ello, lo puedo asegurar. Y lo más importante, tener este trabajo me ha salvado de tener que depender que a CADIVI o cualquier otro medio que el gobiernito aquel se le ocurra inventar me pase migajas de mis ahorros devaluados (ya, fue el momento opositor del mes), porque si, con lo que gano no subsisto, vivo.

No quisiera que esta anécdota se tome como “vamos a botar el título a la basura y hacer lo primero que se nos ocurra”, no, esto es más bien un ejemplo de saber qué hacer y cómo hacerlo en momentos difíciles, donde debemos decidir y sacarle provecho a todo y no quedarse a la espera de algo parecido a lo que hacías en tu país, por aquello del que dirán; justamente uno de los valores de este país que celebro es que tengas el trabajo que tengas se te tratara con respeto y equidad, lo he sentido con los clientes hacia nosotros y la verdad que hay que vivirlo para entenderlo.

Justo hace rato un pana aussie con el que tenía tiempo sin hablar me confiesa que el proyecto que lo hizo mudarse de ciudad no resultó; cuando le dije que lo sentía mucho, me respondió que ciertamente shits happens y eso es una verdad suprema, como también es (lo que le dije) “recuerda que esa mierda sirve de abono para el futuro”. Por ahora, seguiré limpiando pocetas a velocidad crucero, mientras elaboro y planifico los siguientes pasos para mi futuro, lo cual es un trabajo en sí mismo y es fascinante.



Ci vediamo!,
JLGQ.

Etiquetas: , , , , , , , , ,


Comentarios:

Publicar un comentario

por favor deja tu nombre y tu comentario, y si tienes una pagina o blog, eres libre de colocarla tambien (los mensajes anonimos puede que no se publiquen):

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]



Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace



<< Página principal

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Suscribirse a Entradas [Atom]